Skip to content
Menu

«La Madre Tierra puede vivir sin la humanidad,
pero nosotros no podemos vivir sin ella»

Miriam Pariamo: “¿Qué proceso de cambio estamos viviendo?”

Miriam Pariamo: “¿Qué proceso de cambio estamos viviendo?”

La principal virtud de Miriam Pariamo Apana, vicepresidenta de la Central de Mujeres Indígenas del norte de La Paz (CMILAP), es su coherencia y honestidad. Estas características, que debieran existir inexcusablemente en todo dirigente social, son cada día más extrañas en las organizaciones del movimiento indígena, fundamentalmente a partir de 2011. En ese año, el de la Octava Marcha Indígena, el Gobierno nacional puso todo su empeño en ganar lealtades entre las y los líderes de los 36 pueblos. Miriam, del pueblo Uchupiamonas, vive en la zona donde se prevé construirán la represa de El Bala. En las comunidades temen por el daño ambiental que pudiera causar en los territorios y sus formas de vivir. “Nosotros nos vemos con preocupación. Tenemos la necesidad de que nos apoye el país, porque ¿qué será de la vida de quienes vivimos ahí, con emprendimientos turísticos y con nuestras tierras? Hemos cuidado por años y años de nuestro medio ambiente”, comentó.

“El tema de la represa de El Bala es una preocupación no solamente de los Uchupiamonas, también de los Tacanas, Mosetenes, Esse Ejjas, quienes vivimos ahí”, comentó Pariamo.

“Con las represas que hicieron en Brasil, sabemos muy bien que en 2014 hubo una gran inundación, un desastre natural. Hemos visto que ni el Gobierno ni la gobernación nos ha atendido al 100 por 100. Solamente vinieron con algunos kilos de víveres y se olvidaron realmente de qué situación vivía el pueblo. Pese a todo, la gente de las comunidades ha sabido sobrevivir”, dijo la dirigenta.

En esta zona, hartas familias trabajan en emprendimientos turísticos impulsados por las comunidades, también se dedican a la caza y a la pesca. “Con lo que ganamos podemos poner a estudiar a nuestros hijos, tenemos el pan de cada día. Pero con la construcción de la represa de El Bala nos vemos preocupados y asustados, porque ya no vamos a tener una fuente de empleo para nuestra gente. ¿El Gobierno hace esto por capricho o no sabe que hay pueblos indígenas en El Bala? El río va a crecer y crecer. Lo que hemos cuidado durante 400 años se va a pudrir y todo lo que es la flora y la fauna va a desaparecer. Lamentablemente –dijo Miriam-, llevaríamos al suicidio a dos parques que son muy importantes en el medio ambiente”, como son el Madidi y el Pilón Lajas.

Pariamo cuenta que en el Territorio Comunitario de Origen (TCO) San José de Uchupiamonas, de 210.000 hectáreas tituladas, cuentan con cinco emprendimientos turísticos que son íntegramente comunitarios, pues no tienen apoyo del Estado por medio de ninguno de sus organismos, ni del cuestionado Fondo Indígena (Fondioc). Para la dirigenta, antes que la represa de El Bala sería más importante para la región tener una carretera que los vincule con la población de Tumupasa, porque ahora “tenemos que sufrir navegando por el Tuichi”.

Firmes

Para Miriam Pariamo, el Gobierno puede hacer y deshacer en los territorios indígenas y parques nacionales porque ya no hay una dirigencia de las organizaciones que se pare firme a defender los territorios. “Lamentablemente, los dirigentes departamentales han sabido hacerse comprar por el Gobierno. Cuando el Gobierno vio que no podía detener la Marcha por el TIPNIS (Territorio Indígena Parque Nacional Isiboro Sécure), hizo la represión de Chaparina (25 de septiembre de 2011), aunque todavía no se sabe quién la mandó a hacer. Todavía no se hizo justicia para los pueblos indígenas por este caso. Los pueblos indígenas solamente tenemos persecución todos los días, pero igualmente seguimos firmes. Usted puede ir a una reunión, a una Asamblea, y verá que las bases están firmes. Pero quienes aceptan todos los caprichos del presidente Evo Morales son quienes no tienen nada que ver con el pueblo. Se hacen llamar dirigentes departamentales, nacionales, pero realmente están puestos a dedo por el Gobierno. Nosotros, como dirigentas de base, estamos firmes. Nunca he temblado, aunque tuve una fuerte persecución de parte del Gobierno en el lugar donde vivo. Pero yo no estoy robando, no estoy matando, no estoy violando. Más a lo contrario, solo lucho por las necesidades de los pueblo indígenas, de las mujeres”, dijo Pariamo.

“Aunque se habla de igualdad y de equidad de género, eso no se cumple al 100 por 100, porque las mujeres seguimos sufriendo violencia desde el Gobierno. Como mujeres indígenas, hemos sufrido la represión en Chaparina, nos han garroteado, nos han pateado. Por eso, creo que se habla por hablar de la violencia hacia la mujer. Porque si desde el mismo Estado se ejerce violencia hacia las mujeres ¿qué podemos esperar de una pareja?”, se preguntó Miriam.

“Cuando una mujer habla la verdad, cuando una mujer quiere hacer algo recto, inmediatamente viene el Gobierno y la aplasta. Hasta el momento, he sido firme y seguiré firme, luchando por el bienestar de nuestros hermanos indígenas, del medio ambiente, luchando por los derechos de los pueblos indígenas y de todos los bolivianos”, dijo Pariamo.

En los últimos años, muchas hermanas y hermanos que estuvieron junto a Miriam en la Octava Marcha, que soportaron juntos los garrotazos y chutazos de la Policía, se pasaron a las filas del oficialismo. “Realmente, es lamentable que algunos dirigentes que han sufrido tantos atropellos estén en la política del MAS ahora, estén llevando adelante el nombre del ‘señor presidente Evo Morales’. Pero se olvidaron de que tienen tantas necesidades en sus pueblos. No hay una cosa que dure 100 años. Creo que esto va a terminar y los pueblos indígenas retomarán sus lugares y su misión. Estamos a la espera, pero seguimos trabajando como mujeres, como pueblos”, aseguró.

“No nos oponemos al desarrollo, porque vemos que un desarrollo no es de esa forma. No es poniendo represas, no es poniendo pozos petroleros. Creo que un desarrollo es buscando las mejores alternativas”, dijo la mujer Uchupiamona.

Las ONG

En las últimas semanas, el Gobierno anunció que expulsará del país a las agencias de cooperación internacional a las que acuse de “intromisión política”. Pariamo expresó que “como pueblos indígenas verdaderos, no tenemos acceso al Fondo indígena, ni a un proyecto de desarrollo productivo. Ni siquiera nos deja que alguna ONG nos pueda ayudar en las necesidades de las comunidades. Si a él (Evo Morales) no le interesa ayudar a las comunidades, al menos debería dejar que las ONG trabajen realmente con nosotros. Porque nosotros, como Uchupiamonas, tenemos una empresa comunitaria gracias al apoyo de una ONG. Deben dejarlas trabajar, porque él también, como Presidente, ha subido gracias a USAID. Porque USAID lo ha apoyado en los tiempos de la coca, cuando hacía sus marchas. Él ha tenido apoyo de las ONG ¿por qué odiar tanto a las ONG, si solamente vienen a apoyar a los pueblos que lo necesitan? Me da mucha pena que en cualquier evento los representantes de las ONG hablan muy poquito, porque el miedo no les permite expresarse. Tampoco los medios de comunicación pueden levantar los sucesos que verídicamente pasan día tras día, porque están amedrentados, están siendo perseguidos. Pero a uno que no ha hecho nada, lo llevan a declarar y ya lo están metiendo preso. Entonces ¿qué proceso de cambio estamos viviendo?”, dijo ella.

Miriam Pariamo vino a La Paz para participar del Cuarto Encuentro de la Sociedad Civil Frente al Cambio Climático, que se realizó a principios de agosto con la participación de organizaciones indígenas, campesinas y de la sociedad civil. “En este tipo de encuentro, es importante que hablemos desde la vivencia, desde lo que se siente. Tenemos que debatir qué pasa, qué leyes están en contra de la protección de la Madre Tierra. Conocemos a la Madre Tierra. Nosotros la respetamos, porque ella tiene que estar ahí por años y años. Nosotros la cuidamos, la adoramos, la valoramos. No vamos a hablar de Madre Tierra y luego a hacer otra cosa. Si venimos a estos encuentros es para expresar nuestros sentimientos, para explicar cómo vivimos con la Madre Tierra. Los pueblos indígenas protegemos a la Madre Tierra, no esas personas que hacen eventos por aquí y por allá. Debemos escuchar realmente a las personas que viven en las comunidades. En estos eventos se debería trabajar con más firmeza para generar más ideas”.

(Equipo de Comunicación Indígena Originario) 

Suscribirse
Avísame si
guest

0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x