Tribunal Internacional determinó visitar el TIPNIS

La 4ª sesión del Tribunal Internacional de los Derechos de la Naturaleza se realizó en Bonn, Alemania, en simultáneo con la 23ª Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio  Climático (COP23). Allí se presentó una comisión del Territorio Indígena Parque Nacional Isiboro Sécure (TIPNIS) para denunciar al Gobierno boliviano por la construcción de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos a través de este territorio, la cual ya está en marcha según han testimoniado quienes allí viven. Este Tribunal determinó enviar una comisión al país para verificar la situación de los derechos de los pueblos indígenas afectados. Asimismo, intentará obtener respuestas por este atropello del gobierno de Evo Morales, que paradójicamente impulsó la creación de este mismo Tribunal.

tribunalweb

 

El 7 y 8 de noviembre pasado, el Tribunal ético escuchó siete casos de vulneraciones de derechos en diferentes partes del mundo, entre ellos el TIPNIS. Esta mañana, la instancia presentó sus resoluciones. Esto es lo que dice sobre el caso boliviano: “El Tribunal escuchó denuncias de violaciones de los derechos de la Madre Tierra derivadas del proyecto de construcción de una carretera a través del área protegida TIPNIS en Bolivia, así como proyectos de explotación petrolera en el área. También se presentó al Tribunal evidencia acerca de la victimización e intimidación de aquellos que se oponen a la construcción de la carretera. El Tribunal tomó nota de esta evidencia con gran preocupación, particularmente porque la Declaración Universal de los Derechos de la Madre Tierra fue proclamada en Bolivia en 2010 y Bolivia ha defendido los derechos de la naturaleza internacionalmente”, declararon las y los jueces.

“El Tribunal desea recabar más pruebas de todos los interesados, incluido el Estado de Bolivia y, de ser posible, enviar una delegación a una misión de investigación en Bolivia. También decidió solicitar al Gobierno boliviano que imponga una moratoria a la construcción de la carretera y los puentes a través de TIPNIS, así como la exploración de petróleo adicional en o cerca del TIPNIS, hasta que el Tribunal haya completado su trabajo”, solicitaron al gobierno de Morales. Como representantes de la comisión del territorio viajaron a dar su testimonio Marqueza Teco y Fabián Gil.

“El Tribunal opinó que la imposición de tal moratoria sería una medida de precaución apropiada para evitar posibles violaciones de los derechos de la Madre Tierra mientras se busca una resolución a esta disputa”, concluyeron en su apartado sobre las vulneraciones de derechos que ocurren actualmente en el TIPNIS.

Otros casos

Durante sus sesiones, este Tribunal recibió denuncias sobre la explotación mediante fractura hidráulica (fracking) que efectúa la empresa Exxon; así como pruebas de la falacia del sistema REDD + (Reducción de Emisiones de la Deforestación y el Bosque Degradación), el mercado de carbono y el pago por servicios ecológicos, todos estos mecanismos fomentados por los Estados en las COP.

El Tribunal también escuchó el caso de la mina de lignito cercana a la ciudad de Bonn, donde se registran altos niveles de contaminación y degradación ambiental. Asimismo, el Tribunal tomó nota de las violaciones sistemáticas a los derechos de los pueblos indígenas en las protestas en defensa de sus derechos que encabezan actualmente en todo el mundo.

Esta instancia también recibió una denuncia por la falta de agua en Almería, España, porque es utilizada para el riego de aceitunas a gran escala. Además, escuchó denuncias por los Tratados de Libre Comercio, que vulneran derechos y afectan al medio ambiente, fundamentalmente de México.

La Amazonía siempre en peligro

El caso del TIPNIS entró en el bloque de demandas formuladas por pueblos de la Amazonía. “El Tribunal decidió escuchar una serie de casos de diferentes partes de la Amazonía simultáneamente, para considerar las amenazas al ecosistema amazónico de una manera holística. Se escuchó evidencia de violaciones generalizadas de los derechos indígenas y los derechos de la Madre Tierra a lo largo de la gran región amazónica. Esto incluyó testimonios sobre la enorme mina proyectada en la Guayana Francesa, y en comunidades de Brasil, Bolivia y Ecuador. Está claro que este ecosistema vital, que es una reserva de vida, hogar de muchos pueblos y una parte esencial para mantener la estabilidad climática global, está siendo sometido a muchos ataques que vulneran su derecho para existir y mantener sus ciclos vitales. El modelo global extractivista inevitablemente genera violaciones de los derechos de la Amazonía como un todo y disminuye la calidad de vida de todos los organismos en el región”, determinaron las y los jueces.

Este Tribunal está integrado “por un panel de eminencias legales y expertos ambientales de todo el mundo”. El panel de Bonn incluyó 9 jueces de 7 países: Tom Goldtooth (Indigenous Environmental Network, Turtle Island, EE. UU.); Osprey Orielle Lake (Tierra de la Mujer y la Red de Acción por el Clima, EE.UU.); Alberto Acosta (ex presidente de la Asamblea Constituyente de Ecuador); Fernando “Pino” Solanas (senador de Argentina), Ute Koczy (Urgewald EV, ex parlamentario de Alemania); Cormac Cullinan (Instituto Wild Law, de Sudáfrica); Simona Fraudatorio (Tribunal Popular Permanente, de Italia); Shannon Biggs (Movimiento de Derechos, EE.UU.), y Ruth Nyambura (Red de Biodiversidad de África, de Kenia).

El Tribunal fue establecido en 2014 por los miembros de la Alianza Global por los Derechos de la Naturaleza y se constituyó formalmente en 2015 en París, cuando un grupo de organizaciones de la sociedad civil y comunidades indígenas firmaron una Convención para crearlo.

(Plataforma Boliviana Frente al Cambio Climático) 

The secret of any online business is web hosting. Select the best hosting service reading offered by justhost.
Free Joomla Templates designed by Joomla Hosting